Menu

¿Adiós a los chips? Llega el iSIM, que eliminaría a los microprocesadores

La compañía fabricante Arm probó con éxito el iSIM, un nuevo mecanismo para que nuestros dispositivos funcionen sin chip

Es cierto que los chips que usamos en nuestros teléfonos o cualquier otro dispositivo móvil se volvieron un elemento fundamental de nuestras vidas. Por eso, las empresas que los fabrican han ido implementando cambios y achicando sus tamaños en los 30 años de existencia del producto. En lo que no innovaron demasiado, sin embargo, fue en los nombres: tras el SIM, el eSIM y el nanoSIM, ahora llega el iSIM.

Una de las firmas que mayor cantidad de microprocesadores (como es el nombre técnico de los chips) fabrica en el mundo es Arm. Esta compañía fue la encargada, década a década, de modificar el formato de los productos. Y ahora acaba de probar con éxito el iSIM, una nueva forma de trasladar toda la información de un dispositivo a otro sin la necesidad de un chip.

Esta idea se propuso en 2019 para reemplazar al eSIM y al nanoSIM, que son los dos que existen para los teléfonos actuales, y permitiría activar una línea directamente a través de la identificación del dispositivo en una red de conectividad móvil y de la habilitación de servicios en base a un abono contratado.

En las tres décadas que llevan de existencia los microprocesadores, si bien sus tamaños fueron reduciéndose, siempre mantuvieron el formato de un rectángulo de plástico y metal que se inserta en una especie de bandeja del teléfono o Tablet para acceder a toda la información que uno tenía almacenada en otro equipo. Ahora, con el iSIM, esa tradición sería desechada y ya no será necesario destinarles un espacio físico en el dispositivo al procesador.

Las funciones de identificación del Smartphone vendrían incluidas en el procesador central del equipo.

Además de Arm, las empresas Qualcomm, Vodafone y Thales también forman parte del proyecto iSIM y planean usarlos en modo de prueba en sus teléfonos celulares.

Más allá de no usar espacio en el equipo, aseguran que este “software con chip incluido” habilitaría también nuevos servicios con el resto de las funciones.

Imágenes por: Cortesía