Menu

Aguas Santafesinas invierte $ 3 M en tecnología para la detección temprana de fugas

La mitad del agua que se potabiliza se pierde por deficiencias en las redes

Aguas Santafesinas anunció la inversión de 3 millones de pesos en la incorporación de tecnología de avanzada para la detección de fugas no visibles en las redes de agua potable.

Los dispositivos adquiridos permiten ubicar pérdidas en las veredas o calzadas que no se detectan a simple vista por lo que se recurre a equipos con sensores especiales sin necesidad de hacer aperturas para acceder a las cañerías subterráneas.

Se trata de aparatos de localización de “anomalías” por métodos indirectos, de forma electromagnética o por electroacústica (golpes de sonido), que establecen el punto de la red donde existe una pérdida.

Estos equipos tienen más sensibilidad que otros que ya disponía la empresa, lo que aumenta la precisión de la detección. Se aplican en cañerías y accesorios de cualquier material, por lo cual, es muy versátil para intervenir en materiales de hierros, plásticos y cementicios.

El objetivo de esta tarea es reparar cualquier tipo de ruptura u obstrucción en las tuberías y así evitar el derroche del recurso.

El equipamiento es alemán, de marca Sewerin, líder en el mercado de tecnologías para tuberías.

En contacto con VIVO247, el presidente del Ente Regulador de Servicios Sanitarios (Enress), Oscar Urruty, aseguró que hoy la empresa Aguas Santafesinas produce 380 millones de metros cúbicos en las plantas que tiene en las 15 localidad de la provincia en la que opera. “De los cuales pierden 190 millones. Estamos hablando de más de la mitad de la producción que no puede facturarse. La empresa iniciará un proceso con el nuevo gobierno en donde buscará bajar el porcentaje de deficiencia”, agregó Urruty.

Imágenes por: PublicDomainPictures vía Pixabay