Menu

Biomaterial Made in Rosario: cuero a base de hongos

Un grupo de investigadoras rosarinas desarrollaron un nuevo biomaterial que podría reemplazar al cuero tradicional en ropa, calzado o carteras

Las investigadoras Diana Romanini, María Rocío Meini, Laureana Guerra, Camila Ponce De Leon, Natasha Melnichuk, Dana Piazza y Adriana Clementz forman parte del Instituto de Procesos Biotecnológicos y Químicos de Rosario, organismo que depende del Conicet y de la Universidad Nacional de Rosario, y acaban de presentar un nuevo biomaterial hasta ahora sin precedentes en el país.

El equipo de trabajo hizo oficial la creación de un material con la misma funcionalidad del cuero, pero hecho a base de hongos desarrollados en restos de la industria agroalimentaria. De acuerdo a las declaraciones de las investigadoras, esta materia prima podría usarse para confeccionar ropa, carteras, zapatillas o estuches. La invención es 100% biodegradable.

En declaraciones a La Capital, Romanini contó que “revalorizamos los residuos de la industria agroalimentaria de la región, a partir de los cuales producimos moléculas de valor agregado. Así, a partir de desechos como la cascarilla de soja, el afrechillo de trigo, las zanahorias descartadas y el orujo de la uva, se logran antioxidantes para cosméticos, ácido láctico que se usa como acidulante y enzimas que se utilizan como coadyuvantes en los alimentos”.

“Ahora combinaron el uso de residuos y los hongos y lograron un material que podría implicar el final del uso del cuero animal. Empezamos produciendo enzimas con los hongos, hicimos cultivos y exploramos nuevas variedades, que van desde las filamentosas, hasta los comestibles y otros que tienen propiedades medicinales”, agregó la directora del equipo.

El equipo que logró crear el nuevo biomaterial viene trabajando en el mundo de los hongos desde hace mucho tiempo, descubriendo a cada paso la gran cantidad de propiedades y utilidades que poseen estos componentes poco explorados hasta ahora.

El hongo en cuestión que se usó para fabricar el “biocuero” se llama Ganorderma lucidum, el cual genera un material muy similar al cuero tradicional en textura, consistencia y color.

Imágenes por: Cortesía