Menu

BlackBerry tendrá película propia: su época de auge y su abrupta caída

La historia de Research in Motion, compañía famosa por los teléfonos celulares BlackBerry, será llevada a la gran pantalla

La compañía canadiense Research in Motion (RIM) supo dominar el mundo de las comunicaciones, fundamentalmente gracias a su línea de teléfonos celulares BlackBerry. La aparición de los iPhone y Android provocó que no solo perdieran su reinado sino que además se produjera una abrupta caída que terminó en la quiebra. Toda esa historia de un meteórico ascenso y un igual de veloz descenso, se verá reflejada en una película que culminó recientemente su rodaje.

Hace pocas semanas terminó la producción del film “Losing the Signal” una película basada en el libro del mismo título escrito en 2015 por Sean Silcoff y Jacquie McNish y que precisamente explica colapso. Está protagonizada por Jay Baruchel como Mike Lazaridis (fundador de RIM) y Glenn Howerton interpretando a Jim Balsillie (CEO de la empresa), mientras que el director es Matt Johnson, quien se destaca por sus producciones independientes y es conocido por dirigir Operation Avalanche de 2016.

El guion de la película está adaptado del libro Losing the Signal: The Untold Story Behind the Extraordinary Rise and Spectacular Fall of BlackBerry. Fue escrita por los periodistas canadienses Sean Silcoff y Jacquie McNish, y se convirtió en un éxito de ventas tras su publicación. Aún no hay fecha confirmada para la llegada a los cines de esta cinta.

Un poco de historia de los BlackBerry

A comienzos de siglo, RIM incorporó un elemento nuevo en el mercado: el teclado físico incorporado en el móvil (antes mencionado), y atentos a esto, un plan de datos vinculado al dispositivo. Los canadienses lograron que sus dispositivos estuvieran permanentemente conectados a internet (en 2G, en sus primeros modelos, pero suficiente para enviar y recibir correos).

Los BlackBerry pulverizaron el mercado y crearon una adicción inesperada entre sus poseedores que no podían dejarlas sobre la mesa o en sus bolsillos, y fueron bautizadas como ‘crackberry’ (un juego de palabras en referencia a esa letal droga). Pero de pronto, se torció todo. La compañía ignoró el mercado del usuario particular en el peor momento: con la llegada del primer iPhone. Seguros en su posición empresarial, dar la espalda al mercado de consumo les llevó, de forma inexorable y a medio plazo, a la tumba

Cuando RIM intentó recuperar su posición perdida, ya era demasiado tarde y todos los intentos posteriores de revivir BlackBerry fracasaron. Cabe señalar que la empresa canadiense ha logrado reconstruirse como BlackBerry Limited, logrando un gran éxito en áreas alejadas del mundo móvil, como los servicios de software y la ciberseguridad empresarial. Queda por ver si la película incluirá el período de recuperación bajo la dirección de John Chen o simplemente se centrará en su ascenso y caída como el rey de los teléfonos inteligentes. Queda claro que la elección de BlackBerry como la próxima historia del mundo tecnológico-empresarial en la pantalla grande no es por casualidad.

Antes del 2000 BlackBerry ya había lanzado un “smartphone”, llamado BlackBerry 850 que tenía acceso a internet, teclado QWERTY y usaba pilas doble AA. Su diseño era similar a los del entonces beeper (localizador) con tamaño rectangular y una pequeña pantalla como de calculadora, aunque su sistema era completamente innovador. Junto con RIM permitió que llegaran los correos electrónicos desde cualquier parte del mundo, creando el antes y después en la historia de la tecnología.

Y posteriormente, el PIN y BlackBerry Messenger, su sistema de mensajería que permitía comunicarse gratuitamente entre usuarios, hizo una auténtica revolución en el mercado de telefonía celular, dando el primer paso a los smartphones que se conocen en la actualidad.

En 2013 BlackBerry se puso en venta, lo que llamó la atención adquisitiva de empresas como Google, Samsung, LG, Lenovo, Qualcomm y Facebook. No obstante, se retiró de venta, cambió de CEO y comenzó una nueva etapa de cambios que no funcionaron. En enero de 2022 anunciaron que sus dispositivos móviles, famosos y muy demandados entre 2005 y 2010, perderían toda funcionalidad y dejarían de actualizarse y de conectarse a Internet.

Imágenes por: CORTESIA