Menu

Coca-Cola y una apuesta a favor del cuidado del medioambiente

Coca-Cola lanzó su nueva botella hecha de plantas y planea eliminar la elaboración con plásticos derivados del petróleo para el 2030

El cuidado del medioambiente se volvió un pilar en las estrategias de cada gran empresa y es por ello que los gigantes internacionales fueron apostando por innovaciones en sus productos que apunten a un sector que suele criticarlos con rudeza por el daño al planeta que pueden causar. En este caso, Coca-Cola decidió revolucionar el mercado con el lanzamiento de una botella fabricada con plantas.

Con la colaboración de empresas especializadas en biotecnología, la firma que provee la gaseosa más famosa del mundo y que en enero próxima cumplirá 130 años de historia, pudo cumplir un objetivo que se trazó desde hace meses y es tener un envase ciento por ciento vegetal, para empezar a reemplazar de a poco a los de plástico que sean derivados del petróleo, para eliminar su producción de manera definitiva para el 2030.

Todo comenzó hace una década, cuando Coca-Cola creó las “PlantBottle” que tenían un 30 por ciento de material de base vegetal, siendo el 70 por ciento restante plástico biodegradable. Fue el principio de un camino que parece haber llegado a su cumbre con esta nueva botella hecha enteramente de plástico vegetal a base de plantas.

Para ello, la firma que nació en Atlanta, Estados Unidos, en 1892, necesitó desarrollar una tecnología creada por la compañía Virent, que consiguió elaborar azúcar de maíz, convirtiéndolo en un hidrocarburo llamado paraxileno, el cual fue tratado para que llegase a ser ácido tereftálico, que sirvió para hacer el 70 por ciento del material de las botellas. Hasta el momento se produjeron 900 prototipos de este envase que pretende lograr un impacto ambiental. 

De acuerdo a la planificación de la empresa, Suecia se convertiría en el primer mercado donde todos sus productos se venderían en botellas de plástico totalmente recicladas. Además, está trasladando a Sprite a un empaque transparente para fines de 2022, lo cual facilitaría el reciclaje de los envases.

Imágenes por: CORTESIA