Menu

Elon Musk hizo oficial la compra de Twitter y tomó duras decisiones

Tras asumir el control de la empresa, Elon Musk despidió a tres ejecutivos a los que acusó de haberlo engañado sobre las cuentas falsas

Después de varios idas y vueltas, Elon Musk finalmente hizo oficial la compra de Twitter en 44 mil millones de dólares y sus primeras decisiones fueron drásticas: despidió a tres ejecutivos, a quienes había acusado de haberlo engañado en cuanto a las cuentas falsas, el tema que frenó la transacción en su momento y por lo que casi van a un juicio luego de una demanda de la empresa.

Ni bien tomó el control de la red social, el magnate titular de Tesla y Space X fue directo contra aquellos que impidieron que acceda a la información real sobre las cuentas fake y despidió al director ejecutivo de la compañía, Parag Agrawal, junto a al director financiero, Ned Segal, y al jefe de políticas y asuntos legales, Vijaya Gadde. Los tres directivos debieron abandonar el edificio de la empresa escoltados por agentes de seguridad.

El multimillonario intentó tranquilizar a los anunciantes de Twitter sobre el futuro de la plataforma en una carta abierta enviada este jueves. Allí Elon Musk expresó que no quiere que la plataforma se convierta en un “infierno sin límites para todos donde se puede decir cualquier cosa sin consecuencias”, a pesar de su promesa declarada de reducir el la moderación del contenido de la red social y reforzar la “libertad de expresión”.

A la hora de explicar porque compró la empresa, el magnate dijo: “La razón por la que adquirí Twitter es porque es importante para el futuro de la civilización tener una plaza pública digital común, donde se pueda debatir una amplia gama de creencias de manera saludable, sin recurrir a la violencia. Actualmente existe un gran peligro de que las redes sociales se dividan en cámaras de eco de extrema derecha y extrema izquierda que generan más odio y dividen a nuestra sociedad”.

Cabe recordar que el acuerdo de Elon Musk por 44 mil millones de dólares para hacerse cargo de la red social enfrentaba un plazo que vencía el viernes. Aunque no hubo necesidad de llegar hasta el día límite y la transacción se completó antes. El empresario también cambió su descripción de perfil en Twitter a “Chief Twit”, y su ubicación a las oficinas centrales, cuya sede está en San Francisco.

Imágenes por: CORTESIA