Menu

Portugal, el país que brinda más ventajas para emigrar a Europa

Frente a la crisis son muchos los argentinos que buscan una vida en el viejo continente y Portugal parece ser un destino ideal

En medio de una fuerte crisis económica y una devaluación sin freno, cada vez son más los argentinos que buscan nuevas opciones fuera del país para rehacer su vida. Desde el 2013 hasta el 2021 emigraron más de 1.000.000 de personas desde el territorio nacional a otros países. Y entre los destinos clásicos como España, Italia o Estados Unidos, entre otros, se filtró uno que ofrece mayores ventajas y facilidades para que ese sueño sea más posible: Portugal es la opción que resurge con cada vez más fuerza.

Por medio del youtuber Pato Bonato se conoció que la nación lusitana es la más accesible para emigrar y tener una nueva vida en la Unión Europea. “Te permite ir como turista y buscar trabajo sin nada, con el pasaporte que tengas”, explicó el influencer y remarcó que cualquier persona puede entrar “en forma legal”. Y agregó: “La novedad es que hasta ahora entrabas como turista con un permiso de 90 días y en ese tiempo tenías que buscar trabajo y luego aplicabas a lo que es la manifestación de interés. Es muy sencillo. Y es fácil conseguir trabajo porque le hace falta mano de obra a este país”.

A su vez, destacó que los turistas van por un período de permanencia de 90 días y, en ese lapso de tiempo, deben buscar algún trabajo para aplicar. Luego de eso, la persona pasa a estar autorizada para completar un formulario de manifestación de interés para ser residente de esa nación. También aclaró que, si bien los papeles tardan tiempo en salir, cualquier persona puede permanecer de forma legal en Portugal, estando cubierto de salud y con trabajo en blanco.

De esta forma, sólo hay que buscar trabajo y sacar la manifestación de interés para ser residente de Europa, si necesidad de tener ningún pasaporte en particular. Y entre las facilidades para los argentinos, una de las principales es la lengua. El portugués es una de las tantas derivadas del latín y tiene palabras o usos similares al español, además de que por sí no se trata de un idioma complejo de aprender. No es lo mismo ir a instalarse a este país, que probar suerte en Alemania, Dinamarca o Suiza, por ejemplo.

También es muy importante la frontera que Portugal tiene con España, que hace que a muchos les sea todavía más fácil a los latinoamericanos emigrar, ya que varios españoles visitan el vecino país con bastante frecuencia. Esto hace que los portugueses estén acostumbrados a escuchar el castellano. Uno de los requerimientos más importantes es que los papeles deben estar legalizados con la apostilla de La Haya.

En contrapartida, el lento funcionamiento de la burocracia portuguesa puede traer una complicación trascendente. Como consecuencia, una persona que todavía está con los papeles de la visa de trabajo en trámite se le recomienda que permanezca en ese país, para evitar que lo deporten y rechacen el visado. La certificación de manifestación de interés de residencia tarda aproximadamente dos años. Desde allí, comienza a contar el período para tener una ciudadanía portuguesa y la residencia europea. A partir que una persona emigra, hasta que le dan la ciudadanía portuguesa pueden pasar 10 años. Otra de las desventajas es que el salario mínimo de Portugal ronda los 700 euros, uno de los más bajos de Europa.

De todos modos, los requisitos para emigrar y residir en este país de la Unión Europea son bastante simples en comparación a otros. Hay que presentar la documentación (Pasaporte), la constancia de antecedentes penales y también es posible que soliciten un conocimiento básico del idioma portugués.

Imágenes por: CORTESIA