Menu

Rosario cancelará deudas con la emisión de bonos

También se autorizó a que los acreedores que tomen deuda de la Municipalidad puedan utilizarlos para cancelar compromisos de Tasa General de Inmuebles (TGI)

El Concejo de Rosario aprobó la emisión de bonos del Ejecutivo para cancelar deudas anteriores al año 2020. La autorización es para emitir bonos de cancelación hasta 700 millones de pesos.

El artículo segundo de la ordenanza establece que el destino de los bonos será para la cancelación de las obligaciones vencidas o de causa o título anterior al 31 de diciembre del 2019.

El Ejecutivo deberá comunicar semestralmente al Concejo Municipal la evolución del Programa, con el detalle de los términos y condiciones de los bonos emitidos especificados en el artículo 1º del presente decreto; así como los montos de bonos utilizados como garantía de los procesos de licitación y en concepto de cancelación de deudas tributarias y no tributarias según artículo 4º del presente decreto, especificando los tributos y obligaciones para las cuales han sido utilizados

El Concejo también autorizó a que los acreedores que tomen deuda de la Municipalidad puedan utilizarlos para cancelar compromisos de Tasa General de Inmuebles (TGI).

Los bonos de cancelación, denominados Ros-2020 se podrán emitir hasta un máximo de 700 millones de pesos, a 3 años, con un plazo mínimo de un año, y cuya tasa será fijada por la Secretaría de Hacienda y Economía.

LETRAS
La posibilidad de emitir deuda mediante Letras, también tuvo el permiso del Ministerio de Interior de la Nación y del gobernador de Santa Fe, Omar Perotti.

El pedido que aprobó por ordenanza el cuerpo Legislativo de la ciudad crea el Programa de Financiamiento de Corto Plazo, mediante la emisión de Letras del Tesoro de la Municipalidad de Rosario.

En ese marco, el texto faculta al Departamento Ejecutivo a mantener un stock de Letras de hasta el 2 por ciento del total de recursos de libre disponibilidad.

El plazo máximo de amortización es de 365 días y el organizador de la emisión es el Banco Municipal de Rosario.

Javkin señaló en su discurso de apertura de sesiones ordinarias de marzo pasado en el Concejo Municipal, que recibía una deuda flotante de 1.200 millones de pesos, junto con un stock de deuda consolidada cercano a los cuatro mil millones.

Durante el segundo mandato de Mónica Fein, el Concejo le negó de manera reiterada tomar deuda por 150 millones de dólares para destinarla a obra pública.

Imágenes por: www.freepik.es/jcomp