Menu

Rosario y la ausencia de un plan estratégico con obras de envergadura

“La ciudad necesita de grandes proyectos. Característica central de todas las gestiones anteriores que tuvo Rosario”, resaltó la concejal Fernanda Gigliani

Cocheras subterráneas, un estadio como el Orfeo de Córdoba en el Parque Independencia, el tren bala, el tren eléctrico y hasta un subterráneo. Obras estratégicas que fueron pensadas para Rosario que muestra un estancamiento con respecto a otras grandes ciudades de Argentina.

La concejal de Iniciativa Popular (IP), Fernanda Gigliani, resaltó las obras de escala barrial de las que habló el intendente, Pablo Javkin, en su discurso de apertura de sesiones ordinarias, pero afirmó: “La ciudad necesita de grandes proyectos. Característica central de todas las gestiones anteriores que tuvo Rosario”

Gigliani, aseguró que el mensaje del intendente “careció de una mirada estratégica hacia la ciudad de los próximos 30 años” y agregó: “A Rosario le falta pensar la ciudad del futuro. Algo que fue particularidad de todas las gestiones locales desde el regreso de la democracia a la fecha. Comparto las urgencias del intendente y las obras de escala barrial más necesarias que nunca debido a la pandemia, pero me quedé con ganas de conocer su plan de cara al futuro”.

La referente de IP en Rosario enumeró como ejemplo a las obras del Parque de España, el puente Rosario-Victoria o el corrimiento del Puerto del área central y agregó: “Ahora hay que seguir en ese proceso y llevar la zona portuaria de 27 de febrero hacia el sur. No podemos perder como ciudad el discurso y la mirada estratégica de cara al futuro”.

Para Gigliani, los grandes proyectos son lo que hace que Rosario sea lo que es. “El Parque de España, el puente, las autopistas, hacen distinta a nuestra ciudad. Comparto la mirada del intendente de un Estado municipal resolviendo lo urgente y lo postergado, pero no podemos perder esa mirada estratégica”, concluyó.

MEGA PROYECTOS ESTRATÉGICOS
Desde el año 2004 a la fecha, hubo no menos de cuatro mega proyectos anunciados para la ciudad que nunca se concretaron: tren bala Rosario-Buenos Aires; Estación Multimodal de Transporte, Subterráneo y Tren Eléctrico.

En 2006, el gobierno nacional de Néstor Kirchner anunció un proyecto de tren bala que uniría primero a Rosario con Buenos Aires y luego a Córdoba y Mar del Plata. El proyecto no solo nunca se inició sino que terminó en escándalo por denuncias de corrupción.

El proyecto fue anunciado el 26 de abril de 2006 por el entonces presidente argentino Néstor Kirchner.​ El 29 de abril de 2008, la presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner firmó el contrato del proyecto del tren de alta velocidad que emplearía tecnología francesa (Alstom). La obra se calculó con un plazo de ejecución de 4 años y un costo aproximado de 1350 millones de dólares (incluyendo la financiación).

Contaría con trenes capaces de alcanzar velocidades máximas de 320 km/h en un recorrido total de 710 km.

El proyecto, que fue apoyado incluso por el entonces intendente de Rosario, Miguel Lifschitz, nunca se concretó y en el año 2008 intentaron reflotarlo pero sin éxito. El último proyecto pretendía que el tren viajara a 150 kilómetros por hora y no a más de 300 como en el plan inicial.

EL SUBTE
En 2014, el Gobierno Nacional junto a la provincia de Santa Fe y municipio de Rosario analizaron un proyecto conjunto para instalar un subterráneo en la ciudad.

La iniciativa fue planteada por el entonces secretario de Transporte de la Nación, Alejandro Ramos, y la intendente Mónica Fein junto a representantes de la empresa china Machinery Engineering Corporation.

La idea era que se conecte con un futuro tranvía (que tampoco se ejecutó) y que uniría a Rosario con localidades vecinas.

Según un estudio del Instituto del Transporte de Rosario cada kilómetro de subte se necesitaban 120 millones de dólares: una cifra imposible de acceder con recursos genuinos y por la cual se necesita financiamiento internacional.

TREN ELÉCTRICO
En 2012, cuando se debatía el nuevo pliego del sistema de transporte en Rosario, se presentó la idea de incorporar un metro de superficie con un recorrido Metropolitano, igual al que se proyecta en la ciudad brasileña de Curitiba, que cuenta con 1 millón 800 mil habitantes.

En su primera etapa, el metro iba a llegar hasta Granadero Baigorria.

Además, la intendenta Mónica Fein aseguró ya había un equipo técnico de la provincia de Santa Fe trabajando junto al Ente de la Movilidad de Rosario para poder avanzar con el proyecto de ejecución de este nuevo sistema de transporte público. Incluso se presentó un video institucional con el prototipo que circularía por las calles de la ciudad y su recorrido.

Los 20 kilómetros iniciales del recorrido integraban el paso por la Bolsa de Comercio, Puerto Norte, la Catedral de Avenida Alberdi, Avenida Francia, y las arterias Corrientes, Entre Ríos, Salta y Jujuy como calles troncales del recorrido norte-sur.

Sería un tranvía moderno y veloz para la ciudad de Rosario que contará con las unidades totalmente nuevas, coches con el color amarillo como tono predominante y las iniciales TR (Tranvía Rosario)

Además, en una segunda etapa, también se contaba con una extensión del recorrido hacia el sur de la ciudad, incluyendo Villa Gobernador Gálvez y un tramo al norte que abarcará todo Granadero Baigorria.

Imágenes por: Chalabala vía Envato