Menu

Tiger Woods, el tercer deportista billonario de la historia

El golfista Tiger Woods alcanzó un patrimonio de U$S 1.000 millones y se unió al exclusivo club donde estaban Michael Jordan y LeBron James

Tan exclusivo es el “club de los deportistas billonarios”, que solamente tiene tres miembros: los basquetbolistas Michael Jordan y LeBron James, y ahora el golfista Tiger Woods.

De acuerdo al último informe presentado por Forbes, Woods, de 46 años y con 82 títulos en su haber, rompió la barrera de los U$S 1.000 millones en ganancias relacionadas al mundo del deporte a pesar de sus últimos malos años.

“Triunfo, herida, escándalo, fracaso y triunfo nuevamente han llenado los años intermedios. Pero a pesar de todo, Tiger Woods ha mantenido su supremacía como uno de los atletas con mayores ingresos del mundo, recaudando más de 1.700 millones de dólares en salarios, patrocinios y otros ingresos en el transcurso de su carrera de 27 años”, se lee en el artículo de Forbes.

Woods, que en las temporadas más recientes se destacó más por sus graves lesiones, por cuestiones extra deportivas y por un complicado accidente de tránsito, que por sus logros deportivos, es una codiciada estrella del deporte que atrae a marcas de todo el mundo.

Desglosando el informe del medio estadounidense puede concluirse que menos del 10% de la fortuna lograda por el golfista está relacionada a pagos por resultados deportivos, mientras que el resto proviene de sus exorbitantes acuerdos de patrocinio con diversas marcas, como Gatorade, Monster Energy, TaylorMade, Rolex y Nike.

Tal es el “colchón” de billetes verdes que acumuló Tiger en casi tres décadas como profesional, que se dio el lujo de rechazar un contrato con una marca árabe que, aseguran, tenía “nueve dígitos”.

En su carrera, Woods obtuvo cinco trofeos del Masters de Augusta, tres Abiertos de los Estados Unidos, tres Abierto Británicos y cuatro campeonatos de la PGA.

Woods estuvo en el primer lugar entre los atletas mejor pagados según Forbes entre 2003 y 2012. En el último año prácticamente no pudo jugar por el accidente; aun así, ensanchó su patrimonio en U$S 68 millones por acciones off-court, lo que le permitió convertirse en el 14º deportista con más ganancias en 2021.

Imágenes por: Cortesía